PROCESO PARA REGISTRAR ANIMALES
EN EL LIBRO GENEALÓGICO

  1. El Criador asociado y solvente en Criabúfalos solicita a la Dirección del PRCG, la realización de la visita de inspección de bufalinos para registro.

 

  1. El Director designa un técnico y lo comunica al criador y al técnico a través de la Secretaría Técnica-Administrativa.

 

  1. Criador y Técnico acuerdan fechas y condiciones de la visita de inspección.

 

  1. Para realizar la vista de inspección es necesario cumplir con unas condiciones [Se anexan al final del Procedimiento].

 

  1. Al realizar la visita de inspección el Técnico realiza Informe de Visita (IV) con su(s) respectivo(s) Informe de Búfalas y/o Búfalos a Registrar (IDBR), así como las genealogías impresas, certificados de otra Asociación o genealogía del software (según esté disponible).

 

  1. Cuando el Técnico haya reunido toda la información mencionada en el ítem anterior, consigna ante la Secretaría Técnica-Administrativa (STA) el Informe de Visita, fecha considerada para ser procesado, según el orden cronológico de consignación.

 

  1. La STA se encarga de revisar y procesar los Informes de Visita y los IDBR consignados y los inscribe en el InterTrace®, software utilizado para llevar en formato digital el LIBRO DE REGISTRO Y CONTROL GENEALÓGICO (Uno para cada Raza).

 

  1. Luego de procesada la información la STA emite a través de InterTrace® un informe preliminar que es revisado por el Director, quien decide aprobar o corregir la información suministrada de manera preliminar y devuelve a la STA.

 

  1. Con la aprobación del Director, el STA informa al criador esos resultados preliminares y solicita su autorización para imprimir los certificados.

 

  1. Para imprimir los Certificados se deben inscribir primero en el LIBRO DE REGISTRO Y CONTROL GENEALÓGICO en formato físico, impresión en hojas selladas y notariadas, para registrar el tomo, folio y líneas en las cuales se inscribirá el Registro correspondiente.

 

  1. Se imprimen los certificados en los formatos diseñados para tal fin y se procede sellarlos (un sello húmedo y un sello seco) y a la firma por parte del Director del PRCG y luego por el Presidente de Criabúfalos, con lo cual se refrendan y están listos para su entrega.